Hábitos saludables para una columna sana

Para mantener la columna vertebral en buen estado es muy importante cuidar de nuestra postura y realizar ejercicios para fortalecer los músculos, así como mantener hábitos saludables. Hoy os traemos varios hábitos saludables para una columna sana.

Como ya sabéis, la columna vertebral es una estructura que debemos aprender a cuidar día a día para poder gozar de salud y bienestar. Quizá esto suene a que hay que aplicar medidas especiales y sofisticadas, pero nada de eso. Para tener una columna vertebral sana y fuerte solo hacen falta buenos hábitos de vida. 
Nunca nos preocupamos de nuestra columna, y al igual que los pies, es la estructura que se encarga de sostener nuestro cuerpo en su posición erguida. Por ello os traemos estos hábitos saludables para una columna sana:

HAZ EJERCICIO REGULARMENTE

La mejor manera sin duda de mantener no sólo la salud de nuestra columna vertebral, sino de todo nuestro cuerpo y nuestra mente es el ejercicio físico moderado.
Hacer ejercicio todos los días es una de las principales recomendaciones a la hora de promover el bienestar, pero también lo es a la hora de cuidar de estructuras tan complejas y tan necesarias como la columna vertebral. La práctica regular de ejercicio físico es una de las mejores formas de fortalecer y cuidar la columna vertebral. No solamente mantendrás un peso adecuado, sino también reducirás la rigidez y la tensión en músculos y articulaciones.

BUENA HIGIENE POSTURAL

La higiene postural consiste en colocar el cuerpo de la manera adecuada para proteger la columna y evitar sobrecargar la columna y sus posibles lesiones. Muchas veces, los malos hábitos nos llevan a normalizar ciertas posturas que dañan la columna vertebral y que incorporamos como naturales.
Una buena postura corporal, tanto al caminar como en reposo, es determinante para evitar el desarrollo de lesiones o deformaciones en la columna. Esto se debe a que facilita la distribución del peso y, a su vez, mantiene las vértebras y los discos en su posición correcta.
La higiene postural nos enseña cuáles son las posturas buenas y malas en cada situación de la vida cotidiana ya sea estando quietos o en movimiento.

DORMIR BIEN

Es muy importante dormir bien y hacerlo con un colchón y una almohada que nos garantice una postura correcta y un buen descanso. Teniendo siempre en cuenta que el colchón en el que dormidos a diario a la larga es una inversión para nuestra salud.

  • Recuerda que la mejor posición para dormir es de lado o boca arriba, nunca boca abajo, ya que acabas forzando tus cervicales y el cuello.
  • Utiliza una almohada entre los pies. Es ideal para cuidar de tu espalda. En estos casos, la cabeza no debe estar ni muy flexionada ni muy extendida.

ALIMENTACIÓN SALUDABLE

Cómo nos alimentamos juega un papel muy importante en la salud de nuestra columna y de todo nuestro cuerpo.
Es importante ingerir fuentes saludables de proteínas, antioxidantes y otros nutrientes para mantener los huesos y las articulaciones fuertes, también es importante el consumo de calcio y vitamina D, dos nutrientes claves para una buena salud y densidad ósea.
El sobrepeso y la obesidad son grandes males de nuestros tiempos. Cada vez más presentes en nuestra sociedad debido a nuestros malos hábitos y mala alimentación que deterioran enormemente toda nuestra salud corporal y nivel de vida.

EVITA EL TABACO

Fumar también es un gran enemigo de nuestra columna vertebral. Está comprobado que el consumo de tabaco está fuertemente vinculado con el riesgo de sufrir problemas y afecciones en la columna. A esto se une el elevado número de complicaciones que el tabaco ocasiona. Las toxinas que contiene el cigarrillo están relacionadas con una amplia variedad de enfermedades. Nicotina, alquitrán, amoníaco, butano y metano, son solo algunas de las sustancias que provienen de este producto. Estas viajan a través del torrente sanguíneo y se depositan en los tejidos. Su acumulación en el cuerpo está vinculada con el riesgo de padecer de cáncer, enfermedades respiratorias y afectaciones musculares y óseas.

TEN CUIDADO CON EL ESTRÉS

Todos estos consejos tienen como fin mantener una vida saludable y la salud de la columna vertebral que evite que a la larga desarrollemos problemas lumbares, ciática, hernia discal o cualquier otra dolencia crónica y grave. Junto con llevar una alimentación saludable y realizar ejercicio físico, debemos procurar realizar actividades tranquilas que nos ayuden a controlar y reducir nuestro estrés. Ya que es bien sabido que las personas que están en continua tensión tienen más dolores de espalda, cuello y hombros.
Las actividades al aire libre como senderísmo, así como deportes de mantenimiento ligeros y que no requieran de mucho esfuerzo nos pueden ayudar a mantener nuestro cuerpo y nuestra mente en forma. los desequilibrios emocionales interfieren con la actividad del sistema nervioso, y pueden generar contracturas musculares. Aprende técnicas de relajación para gestionar el estrés y evitar que el dolor de espalda se conviertan en un problema crónico.
 
Esperamos que estos hábitos saludables para una columna sana, te hayan servido de ayuda. Para tener una columna vertebral fuerte solo tenemos que mantener unos buenos hábitos de vida y, en caso de sufrir molestias recurrentes, ponte en contacto con nosotros, el Instituto Konarium está deseando ayudarte. Tanto para el Dr. Piña como para su equipo, tu salud es lo más importante. En caso de sufrir molestias, reserve una cita en alguna de nuestras consultas o póngase en contacto con nosotros a través del 722 766 317. 
 

¡Tu salud es lo que más nos importa!

Volver arriba